martes, 8 de agosto de 2017

Sanajt: ¿Fue este Faraón el primer "gigante" conocido?

Un nuevo estudio realizado sobre el inusual esqueleto de 2 metros de un faraón del Antiguo Egipto, ha concluido que podría tratarse del caso más antiguo de gigantismo del que se tenga registro.
Como parte de una investigación sobre momias que está llevando a cabo en la actualidad el Instituto de Medicina Evolutiva de la Universidad de Zúrich, los científicos estudiaron un esqueleto hallado en 1901 en una tumba cerca de Bet Jalaf, Egipto Medio.
Hasta ahora se sabía que los huesos databan de la Dinastía III y que podrían pertenecer a Sanajt, un faraón poco conocido y cuya posición en la historia de Egipto es aún motivo de debate entre los académicos.

¿UN REY GIGANTE?

Lo que más llamó la atención a los expertos es la altura de este supuesto integrante de la realeza: llegaba casi a los 2 metros - 1,98 m para ser exactos -, superando así al gran Ramsés II, quien sustentaba el récord como el faraón más alto con un modesto metro setenta y cinco de altura. y es que, del amplio análisis de las momias egipcias, se desprende que la altura promedio de los hombres en aquella época y en esa parte del mundo no superaba el metro setenta.
Según el nuevo estudio de la Universidad de Zúrich publicado en The Lancet Diabetes & Endocrinology, Sanajt padecía de gigantismo, una condición hormonal que resulta en crecimiento anormal y excesivo. Si bien otros esqueletos anteriores han sido diagnosticados con acromegalia y tienen una causa similar al gigantismo, la acromegalia ocurre en la edad adulta y el gigantismo en la infancia. Además, es posible que otro Faraón, Akenatón, haya sufrido de un síndrome similar, pero sólo enfocado en sus extremidades.

Imágen de Sanajt esculpida en Uadi Maghara, península del Sinaí

"EN LA ANTIGÜEDAD, NO HABRÍA TRATAMIENTO QUIRÚRGICO O FARMACÉUTICO DISPONIBLE, POR LO QUE ES MUY PROBABLE QUE SÓLO PUEDA SER PRODUCTO DE LA DEGENERACIÓN DE LA GLÁNDULA PITUITARIA. PUDO MORIR DE UN INFARTO". Explica el estudio.
Aunque varios investigadores señalan que la identificación de estos restos con los de Sanajt es dudosa, la evaluación médica del gigantismo en este caso tiene un gran valor, ya que sería el más antiguo conocido. Asimismo, incluso si no se tratase del "rey gigante", sí es muy probable que haya sido alguien de las clases altas, debido a los vestigios de un entierro con honores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario