jueves, 7 de junio de 2018

El exorcismo de Encarnación Guardia


Enero de 1990. El pequeño barrio granadino de Albaicín alberga por estas fechas a pocos habitantes, y uno de ellos era Encarnación Guardia Alonso, quien probablemente pudiera parecer una mujer normal ante el resto de vecinos, pero lo cierto es que Encarnación albergaba un pensamiento del que muy pocos eran conscientes: creía estar poseída por el mismísimo demonio.
Las sesiones de espiritismo que llevaba a cabo Encarnación con sus dos primas Isabel y Enriqueta Guardia Alonso y con su sobrina Josefa Fajardo eran algo que ya habían realizado otras veces, pero la del 30 de Enero de 1990, Encarnación decide que sea la definitiva, será en la que por fin saque al demonio de su cuerpo.
Esa noche cuentan además con un invitado especial: Mariano Vallejo, alias "El Pastelero", curandero y espiritista que será el maestro de ceremonias que lleve a cabo el exorcismo a Encarnación. La creencia de los Alonso en los exorcismos se remonta a 1985, cuando María Alonso, matriarca de la familia, pierde a su hijo enfermo de leucemia. Desde entonces, según vecinos de los Alonso, la familia está convencida de que en la casa donde residen ocurren fenómenos extraños, es por ello que empiezan a ponerse en contacto con espiritistas y curanderos. Anteriormente Encarnación había pasado un tiempo en Francia donde se dice, pudo tener contacto con misas negras y aquelarres.

El ritual dará comienzo en la noche del 30 de Enero de 1990 en la casa de los primos de Encarnación Alonso. Allí Mariano Vallejo con ayuda de las primas y la sobrina de Encarnación, prepara la pócima que debía tomar la supuesta poseída, consistente en primer lugar en vinagre y pimienta, y después alrededor de 250 gramos de sal diluida en agua. Al parecer El Pastelero y las hermanas conocían perfectamente lo que estaban haciendo, ya que según cuenta Manuel García Blázquez, forense del caso, si a Encarnación la hubieran administrado la sal en primer lugar hubiera muerto en dos horas, mientras que al suministrarla la pimienta y el vinagre la absorción por el estómago de la sal tardaría más tiempo en producirse. A partir de este momento Encarnación entra en un coma del que no llegaría a salir.
Es después de tomar el ungüento cuando Mariano Vallejo propina a Encarnación una brutal paliza que él mismo describió ante los juzgados de esta forma:
" Encarnación gritaba como una loca, sacaba la lengua y se ponía muy fea" "Estaba histérica, con mirada de odio. Para dominarla, yo tenía que tumbarla y ponerme de pie y de rodillas sobre ella"
Tras la brutal paliza, Josefa, la sobrina de Encarnación, convencida de que en el vientre de la poseída habitaba el hijo del maligno, decidió sacárselo con sus propias manos, introduciéndoselas una y otra vez por el recto y la vagina, quedando ambos muy dañados. Según El Pastelero, Josefa "metió la mano en la vagina de Encarnación en múltiples ocasiones, al menos una decena, sin encontrar nada". Además añadió que a la fallecida le salió posteriormente "una bola por el ano, que entraba y salía del cuerpo" y que Josefa se la arrancó de las entrañas. "Al sacarla, echaba humo y fuego".

La policía detiene en días posteriores, acusados por homicidio a Mariano Vallejo, Enriqueta e Isabel Guardia Alonso, primas de la fallecida, y a su sobrina Josefa Fajardo. Sería más tarde cuando también se detuviera a su tía María Alonso por consentir aquella carnicería.
El Pastelero durante el juicio reconoció únicamente seguir las órdenes de la fallecida, quien a través de la voz de su abuela les decía que Satanás le había engendrado en Francia a su hijo y debían de ayudarle a sacárselo.
Sería la familia de la víctima la que al notar su ausencia acude a buscarla a casa de sus primos, donde se encuentran con la escalofriante escena. Encarnación Alonso yace tumbada en el suelo rodeada por un gran charco de sangre.
El resultado fue la muerte de Encarnación al día siguiente en un hospital granadino por un edema cerebral causado por la ingestión de grandes cantidades de sal.
Josefa negaría en todo momento haber sido ella la que introdujo la mano desgarrando a Encarnación la vagina y el ano, aunque durante el juicio una testigo aseguró que oyó a Josefa Fajardo decir que había introducido el brazo a Encarnación hasta el codo.
En los juicios todos los inculpados demuestran una templanza sorprendente.
Todos los participantes fueron condenados a penas de entre 2 y los 5 años de prisión que ya han cumplido.
En la actualidad Isabel Guardia Alonso trabaja como asistenta en la vivienda colindante a la casa donde ocurrieron los hechos. Mariano vive en una casa de la provincia sin mucha relación social.
Sin duda una macabra historia con un final no deseado, pero aún pueden quedar muchas preguntas sin resolver. ¿Desconocían realmente los rituales de exorcismo las primas de Encarnación y Mariano Vallejo? ¿Cómo pudo ser que la muerte de Encarnación de se debiera a la gran cantidad de sal ingerida, después de los numerosos golpes que recibió y de que su sobrina pudiera haberle introducido la mano numerosas veces vía vaginal y rectal?

miércoles, 6 de junio de 2018

El caso Vallecas

En el año 1992 sale a la luz un espectacular caso que tuvo como detonante una sesión OIJA y como protagonista una adolescente madrileña llamada Estefanía Gutierrez Lázaro. Esta tras realizar una sesión con dicha tabla y tras ocurrir un incidente durante la misma acaba falleciendo, en un principio, en extrañas circunstancias. Todo ello desencadena una serie de violentos fenómenos en su domicilio con actuación directa de la policía. Hoy, unos años después, repasamos aquel suceso y presento, en exclusiva, un perfil psicológico de la madre, Concepción Lázaro de la Iglesia, elaborado durante una de las investigaciones que allí se llevaron a cabo y que pueden dar pie al indicio de que ella pudo tener algo que ver con el fenómeno...
La calle Luis Marín de Vallecas bien podría ser una calle normal a ojos del viandante distraído, pero los que llevamos algunos años dentro de este "mundo misterioso" vemos que en ella hay un enclave, cuanto menos, interesante de enseñar a nuestros acompañantes. En el número 8 de dicha calle se encuentra un domicilio que en su día albergó según diferentes testigos y un parte policial una serie de violentos fenómenos de imposible explicación que, afortunadamente y según los testimonios de los nuevos inquilinos, han desaparecido por completo a día de hoy.
Sin lugar a dudas, el caso que se nos presenta tiene una característica que lo hace especialmente creíble, al menos en su esencia, puesto que policías, personas que nada tenían que ver y desde luego nada influenciados por el tema, fueron testigos de sucesos inexplicables tal y como recogieron en un pertinente parte de intervención.

Un año antes de su muerte, Estefanía de 16 años y tercera hija por mayoría de edad de seis hermanos del matrimonio formando por Máximo Gutierrez Palomares y Concepción Lázaro de la Iglesia se encontraba, junto a unos compañeros, haciendo una sesión de OUIJA en el Colegio Aragón cuando fueron sorprendidos por una profesora.
En ese momento, el vaso cayó y se rompió liberando -siempre según los testimonios- un extraño humo que Estefanía tuvo la mala suerte de "aspirar" sin darle demasiada importancia.
Durante los meses posteriores, y siempre según la madre, Estefanía comienza a tener extrañas convulsiones y visiones de personas alrededor de su cama que la llamaban continuamente. Las visitas a su médico e incluso al hospital no revelaban ningún tipo de enfermedad física ni psíquica.
Estefanía llegó a pedir a la madre que, si muriera, no se avisara a la familia paterna y que dentro del féretro se pusiera una fotografía de los padres.

El 14 de Julio de 1991 ingresa por última vez en el hospital Gregorio Marañón y nunca más volvería a salir. Los doctores encargados de su caso, el Dr. Pedro Cabezas y el Dr. Gregorio Arroyo sentenciaron que, sin duda, su muerte fue "súbita y muy sospechosa".
Un día antes de su muerte, el 13 de Julio, Estefanía, con una actitud casi nunca antes vista, se avalanzó de forma extremadamente violenta sobre su hermana Marianela, que logró esquivarla, yaciendo posteriormente inconsciente en el suelo y vertiendo espuma por la boca. Cuando Estefanía se recuperó, no recordaba absolutamente nada de lo que había ocurrido previamente. Prefirió olvidar el asunto y salir a pasear con su entonces novio Pablo G.
No obstante, cuando volvió a su casa aquella noches, volvió a tener una suerte de ataque cayendo de espaldas sobre su cama sin llegar a recuperar la consciencia, por lo que fallece a las 02:00 h. del 14 de Julio con un escueto parte médico que sentencia que la causa más inmediata es "Asfixia".
Tras unos meses de "relativa calma", en el hogar comienzan a sucederse, de menor a mayor intensidad, diferentes fenómenos paranormales, muchos de ellos clásicos y comunes en muchísimos casos: rotura de vasos, objetos que parecen moverse solos, sobras erráticas, apertura y cierre de puertas... Pero sin duda, el más impresionante, siempre según el testimonio de Concepción, la madre, es el que ocurre el día 1 se Noviembre de 1993 por la noche. De repente, y sin mediar intervención humana, la fotografía de Concepción situada en el salón comienza a arder sorprendentemente sin dañar los objetos de su alrededor.

Cerca del domicilio se encuentra la comisaría de Policía Nacional asignada a la zona que recibe, el 27 de Noviembre de 1992 durante la noche la llamada desesperada de la familia.
En esta ocasión es Máximo Gutierrez Palomares, el padre de Estefanía, quien ante los acuciantes fenómenos se ve desbordado viéndose obligado a solicitar la presencia policial. Al la casa acuden el inspector José Negri y 5 agentes más intrigados por lo que ocurría.
La familia al completo estaba esperando en el portal, cosa que intrigó aun más a los agentes que preguntaron que ocurría, obteniendo una respuesta la mar de interesante: Una sombra negra y alta estaba rondando la casa.
Uno de los episodios más espectaculares vistos por la totalidad de los policías allí presentes fue ver como las puertas de uno de los muebles en el comedor comenzaba a abrirse y cerrarse violentamente. Ante este fenómeno totalmente sin explicación, cuatro de los agentes deciden bajar al portal negándose a quedarse en el inmueble.
Ya algo más calmados, Máximo acompaña al inspector Negri a la habitación de Concepción para mostrarle la figura de Jesucristo arrancada y los arañazos que se habían producido en el poster que había colgado en la pared producido por "algo así como tres garras", según los testigos. De repente, en la terraza que daba acceso a la habitación de Estefanía, sonó un fuerte ruido que alertó a ambos testigos, que fueron a ver que podía ser, sin poder establecer la fuente del estruendo.
Fue en ese momento cuando la policía, en la mesa donde se encontraba el teléfono, pudo apreciar una especie de "babas marrones" de procedencia desconocida.
El inspector Negri afirma que, al entrar al baño, usado de trastero debido a que la familia afirmaba que era uno de los epicentros del fenómeno, sintió un frío como nunca antes había sentido. Aunque, como siempre, este tipo de sensaciones son, cuanto menos, sospechosas de subjetividad.

Finalmente, los fenómenos fueron perdiendo poco a poco intensidad hasta que desaparecieron. La familia vendió la casa y los nuevos inquilinos nada han presenciado, teniendo una vida totalmente normal.

Muchos grupos de investigación, o más bien experimentación, pasaron por la casa durante el tiempo en que los fenómenos estuvieron activos y posteriormente también. Pocos, por no decir casi ninguno, han conseguido obtener ningún dato relevante salvo uno de ellos, el llamado FEDINE, que llevó a cabo estudios parapsicológicos a miembros relevantes de la familia, como Concepción Lázaro.
Estudios serios y objetivos como el que llevó a cabo dicho grupo, hoy extinto, son de difícil acceso y prácticamente imposible de conseguir debido a que muchos grupos de la época ya no existen y sus miembros nada tienen que ver como lo que hoy se conoce como "mundillo del misterio".

miércoles, 11 de abril de 2018

Leyenda de la Dama Blanca del Castillo del Buen Amor

La leyenda popular denominó el castillo palacio del Buen Amor cuando se convirtió en propiedad del Arzobispo Don Alonso de Fonseca y su amante Doña María de Ulloa, sin embargo estudios recientes desvelan que el verdadero artífice de la leyenda sería su primo el Obispo Don Alonso Fonseca Quijada quien también tuvo una amante Doña Teresa de las Cuevas con la que tuvo 4 hijos y cuyo lema era CUM TEMPORE (el amor por encima del mundo).
Nos situamos en las afueras de la localidad de Villanueva de Cañedo, al norte de la provincia de Salamanca, en un lugar cerca de la carretera que une dicha provincia con la de Zamora. Justo ahí se levanta el Castillo del Buen Amor. Una imponente fortaleza que a pesar de sufrir continuas modificaciones en su fachada original ha logrado conservar hasta nuestros días la grandeza que mostraba en sus inicios.
Actualmente el Castillo del Buen Amor es lo que se podría denominar como fortaleza encantada, o por lo menos es lo que aseguran cientos de testimonios recogidos hasta el día de hoy.
No se conoce muy bien el origen principal del asentamiento, pero al parecer el castillo se construyó por orden de Juan II de Castilla sobre los cimientos de una fortaleza del siglo XI. A lo largo de su historia ha pasado por numerosas manos. Primero fue cedido a los Reyes Católicos junto a las tierras del lugar, posteriormente fue entregado al mariscal de Castilla Alfonso de Valencia y Bracamonte, y finalmente (o por lo menos hasta el momento que nos interesa) llegó a manos de Don Alfonso de Fonseca (Arzobispo español).
En la actualidad el castillo es un hermoso hotel histórico, en el que sus huéspedes pueden disfrutar de un excelente alojamiento medieval.

LEYENDA Y MISTERIO

Pero desde el momento en el que se inauguró este hotel, los visitantes cuentan con otro tipo de atracción poco convencional. Y es que al parecer el lugar está encantado, o por lo menos es lo que cuentan tanto trabajadores como turistas. Llamadas telefónicas a altas horas de la noche y desde habitaciones completamente vacías, respiraciones entrecortadas, ruidos en las paredes, golpes que se repiten una y otra vez sin fuente aparente de ruido. Estas son algunas de los ejemplos que tanto el personal del hotel como clientes han narrado durante el tiempo que el establecimiento histórico lleva abierto al público.
Parece ser que los fenómenos son asociados con los fantasmas de los amantes Don Alfonso y Doña Teresa. Aunque también se ha visto la presencia del fantasma de una niña.
Hay supuestas apariciones de una Dama Blanca que según es el fantasma de Doña Teresa de las Cuevas que se pasea vagando por la zona del bar y que en las antiguas caballerizas se manifiestan fenómenos paranormales. Algunos parapsicólogos han logrado grabar psicofonías en este lugar.
Para comprender estos episodios y las supuestas apariciones de una Dama Blanca que pasea fantasmagóricamente por la zona del bar del hotel quizá deberíamos conocer un aspecto destacable de la historia del castillo. Al parecer tras los muros de esta fortaleza se forjó el amor prohibido entre Alonso de Fonseca y María de Ulloa, quizá este sea el motivo por el que el espectro de la Dama vaga errante por la noche intentando revivir los momentos gloriosos de su pasión.
Creamos o no en la leyenda de la Dama Blanca del Castillo del Buen Amor, lo cierto es que han sido numerosos los parapsicólogos que dicen haber conseguido extrañas psicofonías e imágenes bastante escalofriantes, con alguna cara oculta, de determinadas estancias de la fortaleza. Sin duda alguna un lugar ideal para pasar un fin de semana de miedo.

sábado, 17 de marzo de 2018

Santuario de San Campio: Exorcismos del Padre Portela

Ubicado en la provincia de Pontevedra, ayuntamiento de Tomiño y parroquia de Figueiró, en dirección Tui a Guarda, cuenta con gran afluencia de visitantes, feligreses o no, que de numerosas regiones de Galicia se acercan a la Meca de las sanaciones llevados por el boca a boca de tan espiritual lugar. Incluso gentes desde Portugal se acercan a este Santuario atraídos por las historias de curaciones milagrosas y exorcismos. Y es que esta tierra dispone de múltiples atractivos, seas o no creyente.
Profundizando en la historia de este santuario te darás cuenta que lo pagano aquí va muy unido al misticismo espiritual.
En este lugar, al que peregrinan enfermos de toda la geografía gallega y también Portugal por su proximidad con el país Luso, se llevan a cabo por parte del su párroco el padre Don José Luis Portela, rituales de exorcismos a diversas personas que hasta allí llegan alegando todo tipo de posesiones demoníacas.
El padre Portela se ocupa de todos los exorcismos, llegando a realizar en alguna ocasión 6 - 7 diferentes en una semana.
Recalca que cada diócesis debería de contar con un exorcista nombrado por el obispo, pero en general los sacerdotes evitan entrar en estas prácticas por miedo, a de alguna manera meterse en líos y no entrar en conflicto con sus feligreses.
El padre Portela lo tiene muy claro y está dispuesto a enfrentarse al diablo siempre que sea necesario, saliendo en todos los casos airoso de estos lances y con resultados en su mayoría inmediatos, aunque hay casos en los que necesita de varias sesiones y prácticas, para dejar solucionado el problema.
El Santuario de San Campio "de Lonxe" también conocido como San Campio do Monte fue construido en 1804, en el 71 y el 74 se realizaron en el mismo varias reformas y fue en 1993 cuando recibió las últimas modificaciones.
Este Santuario encierra una historia turbulenta, recibe el nombre de un soldado romano que sufrió martirio en tiempos de los emperadores Diocleciano y Maximiliano allá por el 306 d.c. Nos cuenta la tradición que su esposa Arquelaida y sus tres hijos de corta edad corrieron la misma suerte al negarse a renunciar a su fe cristiana siendo también ellos sacrificados.
Este santo descansa en las catacumbas del cementerio Calixto en Roma. Conocido también como protector de el soldado, hoy en día son muchos jóvenes que se dirigen a este lugar en busca de sus favores. Por otra parte el apelativo de "lonxe" significa en castellano "lejos" para referirse a un lugar que estaba ubicado a gran distancia o en un pareja remoto.
Destino de los enfermos todo parece rodearse de un misticismo en el que pareciese que toda la imaginería del santoral observase nuestros pasos dubitativos y algo incrédulos. Lo que en realidad rompe la paz del lugar es conocer que en la sacristía se siguen realizando exorcismos con una frecuencia escalofriante y que sean muchos los que notan presencias, sonidos y todo tipo de historias dignas de una película de terror. Y es que el padre Jose Luis Portela Trigo se enorgullece de  combatir él mismo al maligno, eso sí, contando con un gran ayudante afirma.
Nos estremecen las cartas en la entrada narrando curaciones milagrosas de deshauciados por la medicina, los libros de visitas plasmando historias propias, la cercanía de los que cuentan en primera persona los favores alcanzados, a veces difíciles de digerir y ni te cuento el creértelas, sanación de terminales, curación de enfermos mentales, alivio en dolencias o sin ir más lejos la victoria en la lucha contra el maligno. Impregnados de espiritualidad que cual alergia nos ataca, sentimos la paz de el silencio, el miedo aunque sea infundado fruto de las historias y la luz tenue que invade nuestra visita y es que creas o no, este lugar, no pasa indiferente a los que de verdad les gusta empaparse del alma del lugar que visitan, ya sea por su belleza o por el misticismo que rodea el lugar.

domingo, 4 de marzo de 2018

"Los Sin Nombre" la película que casi vuelve locos al equipo de filmación

Jaume Balagueró i Bernat sabía perfectamente los lugares donde su ópera prima tendría que filmarse. La tenebrosa atmósfera del libro en el cual se basaría su primer largometraje y que llevaría idéntico nombre al de la obra original. "Los sin nombre" del autor británico Ramsey Campbell, tendría que ser uno de los primeros elementos en asustar al espectador. Así que obtuvo los permisos para usar los dos sitios más siniestros de Barcelona y que serían perfectos para conseguir la atmósfera deseada: el Hotel del Vallés y el Hospital del Tórax, en Terrassa.
El primero fue un afamado hotel en las décadas de 1970 y 1980 propiedad de la familia Barrés.
Por él pasaron en su inauguración (23 de Junio de 1969) y en los años siguientes varios políticos, figuras públicas y del deporte que disfrutaron de todo su esplendor y lujo. Sin embargo, con el transcurrir de los años, los dueños se percataron de que la familia de su confianza, encargada de llevar el negocio, sustraía una buena parte de las ganancias para su propio beneficio. Para su desgracia, el negocio fue insostenible con estas pérdidas y terminaron cerrando las puertas del lugar. La magia y la elegancia del Hotel del Vallés llegaba a su fin.
El segundo lugar tiene una fama bastante siniestra entre la población de Barcelona y no fue para menos inquietante para el equipo de filmación de "Los sin nombre". El Hospital del Tórax albergó de 1952 a 1997 a pacientes con enfermedades respiratorias como cáncer de pulmón, fibrosis o tuberculosis y ostentó el récord de ser el centro de salud con el índice de suicidios más alto de toda España.
Fue así que en 1999, el ya mencionado cineasta español Jaume Balagueró, sabiendo de las condiciones físicas del hotel y el hospital abandonados, se metió a sus entrañas y con un poco de limpieza acondicionó algunas de sus salas y pasillos para la filmación de una de las cintas españolas más siniestras de la historia.
La fachada del hotel y sus interiores estaban intactos, por lo que sirvió como escenario inmejorable para varias de las escenas principales. Sin embargo, había algo inquietante en el lugar: los miembros de la producción sentían la presencia de algo extraño; sombras y ruidos fueron percibidos más de uno.
Cuentan ciertos relatos que algunos de ellos llevaron a cabo ritos satánicos en uno de los cuartos más oscuros de aquel sitio, quizá empapados por la historia misma que estaban filmando.
"Los sin nombre" narra la trágica historia de Claudia, dueña de una editorial, quien 5 años atrás perdió a su hija, Ángela, bajo extrañas circunstancias. La niña fue hallada por la policía semanas después con un disparo en la cabeza. Cuando su vida parece reconstruida y todo marcha en calma para la mujer, un día recibe una misteriosa llamada: "MAMÁ, SOY YO... VEN A BUSCARME".
La voz es de Ángela o de alguien que se hace pasar por ella. A partir de ese momento, en compañía de un expolicía y de un reportero de una revista sobre ocultismo, Claudia se internará en el oscuro mundo de las sectas satánicas. "Los Otros" o "Los sin nombre" es el grupo que tiene cautiva a la niña. Ellos se dedican a predicar el significado absoluto del mal bajo el liderazgo del extraño Santini. Pero después de 5 años, ¿en verdad Ángela sigue siendo la misma?
En cuanto Balagueró leyó la novela de Ramsey Campbell, supo que estaba ante una historia digna de llevarse a la pantalla: "ERAN ELEMENTOS MÁS QUE SUFICIENTES PARA DESARROLLAR EL MIEDO, EL CONCEPTO DE MIEDO QUE SIEMPRE HABÍA SOÑADO EN UNA PANTALLA CINEMATOGRÁFICA: EL MIEDO QUE INQUIETA, QUE PERTURBA, QUE PERMANECE. YA NO HABÍA DUDAS: TENÍAMOS QUE HACER AQUELLA PELÍCULA, ENFRENTARNOS A LA VERDAD Y LLEGAR HASTA EL FINAL".
Profundiza más: "EN THE NAMELESS, AMBOS CONCEPTOS SON DESARROLLADOS COMO UNA ENTIDAD PROPIA, CASI COMO UNA COSA VIVA QUE PUEDE TRASCENDER A LOS HOMBRES Y ACTUAR POR ENCIMA DE ELLOS. EL MODO EN QUE LA PERVERSIDAD ATRAE A ALGUNOS PERSONAJES DE LA NOVELA, LA FASCINACIÓN QUE LO MALIGNO EJERCE SOBRE ELLOS ME PARECIERON, DESDE EL PRINCIPIO, ELEMENTOS PROFUNDAMENTE INQUIETANTES".
Ante este marco, ¿qué fue lo que perturbó a la producción para que llevaran a cabo actos satánicos en la localización del Hotel del Vallés, si es que en verdad lo hicieron? Sabedor de la tarea que tenía encima, Jaume Balagueró consultó durante varios días a conocedores de lo oscuro y del esoterismo para dar forma al guión y saber más acerca de las sectas satánicas.
Algunas personas de ánimo morboso aseguran que el director despertó "algo" en el hotel y que por ello ocurrieron situaciones anómalas durante el rodaje. En la actualidad, el lugar es conocido como "El Hotel del Pánico" y se dice que ha servido como hogar no sólo para vagabundos y drogadictos sino para amantes de lo satánico y de los sacrificios humanos.
El debut de Balagueró (1999) ganó el premio Melie de Oro después de su estreno en el Festival de Sitges y lo catapultó como uno de los mejores exponentes del género de horror en Europa. En la actualidad tiene a cuestas películas como la serie de "Rec", la película de fantasmas "Frágiles", la siniestra "Darkness" y el thriller "Mientras Duermes".
Es tiempo de mencionar cuál fue la experiencia de la producción en el siniestro Hotel del Tórax. Una de las escenas principales fue rodad aquí, en concreto la de la autopsia de Ángela.
El mismo Balagueró llegó a contar en entrevistas la anécdota sobre los técnicos y cámaras: éstos solían ir al baño en grupos debido al miedo que el lugar les transmitían. Todos describían la presencia de algo invisible, de la aparición de sombras y de ruidos que no parecían provenir de fuentes naturales. A este mismo escenario, Balagueró regresaría años después para filmar su película de fantasmas "Frágiles". Sin duda, se trata de un tipo adicto a las emociones fuertes.
Las tragedias ocurridas tras sus paredes durante tanto tiempo quizá hayan dejado un aura de desesperación, miedo y paranoia en el hospital, lo cual se manifiesta con experiencias sobrenaturales. Como sea, Balagueró es una de las mentes maestras del horror ibérico y sabe llevar a cabo con gran calidad su oficio.

lunes, 19 de febrero de 2018

Las huellas de la masonería en Sevilla

La vieja Híspalis tiene una tradición larga en cuanto a masonería se refiere, cuna de importantes logias e, incluso, uniones extrañas como el periodo en el que determinadas de ellas se unieron a las desaparecidas ya sociedades espiritistas. Pero todo ello era parte del camino a andar en una España que miraba a la masonería con las misma curiosidad que desconfianza, una España y una Sevilla en la que pertenecer a la masonería era un alto honor pero también un motivo por el que recelar por leyendas urbanas y mitos de oscuros ritos.
De todo aquel tiempo queda una Sevilla marcada, una Sevilla eterna que guarda en determinados edificios el oscuro objeto del conocimiento secreto, de la prolija actividad masónica.
El indiscutible origen de la masonería en Sevilla debemos encontrarlos en los maestros albañiles, en los maestros constructores, los maestros masones - del francés - que atesoraban el secreto de las construcciones más importantes: las catedrales. Así el inicio de la imponente catedral de Sevilla hizo que en Sevilla se reunieran personas con ese conocimiento y se agruparan en gremios que poco tenían que ver con el sentido de la masonería del siglo XXI.
A Sevilla, construida la catedral, le quedó el recuerdo implícito, en su catedral, de aquellos grandes maestros masones, arquitectos sin igual. Pero la masonería moderna se tendría que ir al siglo XVIII, al año 1771 para encontrar el vestigio documentado de la Logia Hispalense. Obviamente el fenómeno correligionario masónico hizo que muchas personalidades destacadas de la Sevilla de la época engrosara las filas de aquel movimiento discreto, que no secreto, en la ciudad que acaudaló todo aquel conocimiento masónico.

LA CATEDRAL Y SUS SÍMBOLOS MASÓNICOS

Es un tema que me apasiona: los secretos contenidos en la catedral, en su fachada. Así en la popular avenida de la Constitución encontramos que una de las puertas del sagrado templo esconde todo un mensaje, un mensaje entre lo masónico y lo alquímico, entre lo secreto y lo público, entre lo conocido y lo ignorado. En la puerta de San Miguel, justo sobre las esculturas del pórtico, Juan de Normandía dejó una marca que pasa desapercibida y que es sólo una más de las que podemos encontrar en la Catedral: una especie de 4.
Y no es la única pues los maestros canteros solían dejar firmadas sus obras con estas curiosas marcas que nos decían que el maestro cantero Juan de Normandía había estado presente en tan importante trabajo.

REUNIONES MASÓNICAS EN LA CALLE LIRIO

Hasta la casa donde residió Diego Martínez Barrio nos desplazamos en la calle Lirio número 9. ¿Saben quién fue este caballero? Estamos hablando de un masón insigne pero, lo más importante, presidente de la Segunda República de España.
En la calle Lirio número 9 encontramos que era, a la vez, la sede de la Gran Logia del Oriente Español y de la Gran Logia del Medio día. Además de esto - ya importante en sí - encontramos la imprenta Minerva.
La importancia que tiene la imprenta Minerva en la masonería es que era la imprenta del Gran Oriente Español, siendo el domicilio de Diego Martínez Barrio un templo del conocimiento y de la masonería en Sevilla.

ENTRE LO DIVINO Y LO HUMANO EN SAN ESTEBAN

Si seguimos nuestro recorrido por Sevilla les propongo hacer parada en la calle Águilas, no para detenernos en un edificio que tendría mucho que contarnos como es la Casa de Pilatos sino en la siempre bella iglesia de San Esteban, allí nuevas marcas, nuevas muescas, nos recuerdan es paso a la masonería -arquitectónicamente hablando - por Sevilla.
En el retablo de esta iglesia encontramos un elemento vital en la sinbología masónica: escuadras que es el símbolo de la rectitud y la firmeza ideológica. Pero no es el único elemento a descubrir pues si prestamos atención encontraremos otro elemento clave: la plomada, aquella que tiende un puente en lo profano y lo divino, entre lo humano y lo sagrado... Al encontrarlo en una iglesia tenemos otra lectura importante: todo ello viene dictado por Dios, es un símbolo moral, es pura ética. Todo ello sería común encontrarlo desde la Edad Media y el inicio de las grandes construcciones hasta el Barroco que, en Sevilla, se precia de mezclar con otros estilos tan espectaculares al observador.
Los grados de la abertura del compás es el simbolismo de la tradición masónica, de los grados del conocimiento donde 45º es el octavo, 60º el sexto y 90º el cuarto. Al llegar a 90º se llega a la abertura principal y es el indicativo que el hombre no puede traspasar ese limitar. El ángulo 90º hace una escuadra. El compás a 45º indica que la materia no está controlada, no está dominada, a 90º es el equilibrio entre las fuerzas.
La escuadra es el símbolo de la materia y combinado con el compás indica el poder de este sobre la materia.

MISTERIO EN EL ATENEO

En un edificio de Sevilla tenemos otro elemento que nos debe llamar la atención, debemos mirar con los ojos del curioso, no como un profano, no como aquel que desconoce este fragmento de nuestra Historia ignorada. En la calle Tetuán, en el edificio del antiguo Ateneo de la calle Tetuán dos elementos destacan sobremanera, son dos columnas izadas desde el Oriente. Es la esencia de la masonería, es la esencia del espíritu ateneista.
Pero es en el escudo del antiguo Ateneo de Sevilla donde debemos mirar, en el dintel del Saber... Así, curiosamente, en la tradición helenística, en la Grecia Antigua, los ateneos eran lugares que se consagraban a la diosa Atenea - de ahí su nombre - que es figura destacada dentro de la tradición simbólica en la masonería. El escudo del Ateneo de Sevilla está formado por dos columnas y un Oriente, es decir, un sol naciente que nos indica la iluminación. No hay nada más masónico ni más simbólico. A mí, particularmente, me resulta bello e inspirador.

LUIS MONTOTO... ¿O LA CALLE ORIENTE?

La calle Luis Montoto guarda en su antiguo nombre - calle Oriente - la leyenda de ese vestigio masónico, su nombre vendría de una sociedad masónica enclavada en esta calle que se llamaba Gran Oriente Lusitano y que, por avatares de la época, en los inicios del siglo XX, vio como su nombre quedaba sumergido en el olvido público sólo quedando en el recuerdo esa referencia. Pero en esta misma calle masónica encontraríamos el Instituto de la Higiene o Clínica del doctor Seras. Su arquitectura nos dice que hay algo más que debemos mirar con esos mismos ojos curiosos. Si mira con atención notará que las aberturas que forman las ventanas están en grupos de tres, curiosamente si se establecen paralelismos geométricos podrá comprobar como hay estrellas de cinco puntas en la fachada.
La estrella de cinco puntas es una figura geométrica perfecta pues contiene en su interior un pentágono que uniendo sus puntas dará, como resultado, otra estrella de cinco puntas en cuyo interior hay otro pentágono y, así, en infinitas veces. Además la estrella de cinco puntas nos lleva a la tradición egipcia donde simbolizaría a los cuatro elementos básicos de la alquimia - agua, tierra, fuego y aire -, ello tendría su culmen uniéndose a la persona receptora de esos cuatro elementos que sería la misma persona y que, normalmente, no era otra cosa que el conocimiento. Igualmente la estrella de cinco puntas simboliza la parte divina que contiene el ser humano siendo también la parte, la representación simbólica, del humanismo y el renacimiento espiritual que, también, venía representado por la hoja de palma seca.
Quizás todo ello guarde relación con el doctor Seras, destacada figura durante la Segunda República, y un masón en Sevilla.

SECRETOS EN LA BUHAIRA

El edificio de Abengoa, entre la calle Luis Montoto - calle Oriente - y la Buhaira, también supone una nueva parada dentro de esas huellas masónicas en la arquitectura sevillana.
En su arquitectura encontramos una curiosa combinación de elementos tales como cuadrados y triángulos invertidos, pero si observa con atención notará que en la entrada tenemos dos columnas que recuerdan a las que forman el cenit de la simbología masónica.

LAS CLAVES MASÓNICAS

Si pasa por Sevilla esté atento a las señales, a las marcas, a los símbolos, en ellas se encuentran las pistas del conocimiento...
La masonería tiene una serie de símbolos entre los que destaca, por encima de todos, la escuadra y el compás, que son los más tradicionales y conocido.
Inicialmente eran y estaban relacionadas con las herramientas de la construcción de las catedrales por parte de los maestros masones en cuanto a maestros albañiles se refería y cuya influencia primordial se tuvo en una época muy especial: la Edad Media en Europa.

La simbología masónica habría que definirla brevemente, así tenemos:

1º - La G en el medio de ambos símbolos representa la Gnosis o conocimiento superior, a ello se trabaja por medio del trabajo y el esfuerzo.
2º - El Ara o sanctum, también llamada shekinah es un símbolo repetido en instituciones esotéricas tales como la masonería, el rosacrucismo o el martinismo.

Tiene un gran significado esotérico y cabalístico, representa el ser, el centro y proyección de la presencia divina en todas direcciones.

3º - El Águila Bicéfala que tiene una síntesis en el simbolismo masónico del grado 33. En ella encontramos el águila bicéfala representada de forma triunfante sobre las herramientas de construcción masónicas.
4º - Hiram, se apoya en que la leyenda de Hiram es tradicionalmente la de mayor simbolismo para los iniciados masones.

En el Hiram se funde el maestro con los parámetros correspondientes e, igualmente, con las herramientas simbólicas de la masonería. Es visible con el pavimento de mosaicos y ante las puertas del templo universal. También cargado de simbolismo espiritual y esotérico.

5º - La Piedra Bruta y Piedra Cúbica, representa al simbolismo de la tarea del estudiante de conocerce a sí mismo, del trabajo, de hacerse a uno mismo. Es indicativo a lo anterior, el reflejo simbólico de la personalidad profana y el despertar de la conciencia.
6º - El Pelícano representa simbólicamente a uno de los grados más hermosos de la Masonería.

El pelícano abre su pecho para dar de su cuerpo alimento a sus hijos, es el símbolo del amor y del principio avatar.

7º - El Ojo del Gran Arquitecto, representa al Gran Arquitecto del Universo, con su acrónimo GADU, símbolo tradicional masónico cuyo contenido, interpretación y relevancia varían según la corriente masónica de que se trate.

El Gran arquitecto del Universo es representado por GADU o Ser Supremo, su invocación en la práctica del rito es imprescindible.

En la vertiente adogmática, establecer la condición de la creencia en un Ser Supremo es el equivalente a limitar la libertad de conciencia de sus miembros; las invocación o la creencia en el GADU no son preceptivas.

EL PUENTE DEL ALAMILLO... ¿MASÓNICO?

La influencia masónica no solo se deja ver en la ideología o en la formación de logias, también, a lo largo de la Historia, ha quedado plasmada en la arquitectura y con ejemplos muy evidentes de ello. Albert Pike indica que levantar obeliscos representan el pene del dios egipcio Osiris, un dios que está muy presente en la simbología masónica, Sevilla no tiene obeliscos como tal aunque no hay quién falta, dentro de un ámbito masónico, que la forma del puente del Alamillo, representaría el particular y singular obelisco masónico de la ciudad.
Son las huellas de la masonería en Sevilla, unas huellas que, como hemos comprobado en este paseo, va más allá de la transcripción del conocimiento para plasmarlo sobre nuestros edificios quedando para siempre, o hasta que el ser humano quiera, en ellos. Son las huellas de la masonería en Sevilla, son las huellas de los masones en la ciudad, más allá del tiempo y de la vida.

miércoles, 24 de enero de 2018

Las gemelas malditas

En un pueblo abandonado de Italia (el cual no nombraré por discreción), dicen que no está completamente abandonado, porque aún residen los espíritus de sus antiguos moradores.
Los residentes de los pueblos aledaños no quieren ni oir hablar del pueblo abandonado, dicen que allí ocurren cosas muy extrañas, que sus antiguos moradores aún deambulan por sus abandonadas calles, y que incluso en mitad de la noche se escuchan unos escalofriantes gritos, y que las "gemelas malditas" son las causantes de dichos gritos.
Cuentan que eran unas niñas y sus padres las tenían encadenadas a unas sillas en una habitación que habilitaron para dicho fin en el sótano. Dicen que incluso los perros las temían. Se decía por el pueblo que las niñas estaban malditas, y todo aquel que se acercaba a ellas moría sin que los médicos tan siquiera podían saber la causa de la muerte.
A la edad de 22 años las niñas murieron debido a una neumonía, sus cuerpos no fueron enterrados, se dice que fueron descuartizadas y los restos los arrojaron a un río cercano.
También la rumología decía que las niñas segundos antes de morir miraron al techo de la habitación del sótano y dieron un grito tan fuerte y espeluznante que todos los perros del pueblo comenzaron a aullar al unísono.
Pues bien, hoy en día, se dice que los espíritus de esas gemelas deambulan por las calles del abandonado y maltrecho pueblo, siempre caminando las dos juntas y buscando venganza.
Hace unos años, un grupo de jóvenes que conocían la historia decidieron ir al pueblo y pasar la noche allí. Tan solo decir que fue una muy mala idea. De los 5 jóvenes que allí pasaron la noche tan solo sobrevivió Carla. Carla fue encontrada a la orilla del río, con claros síntomas de hipotermia y con la ropa ensangrentada. Las autoridades y guardabosques que la encontraron le preguntaban qué había ocurrido y dónde estaban sus compañeros. La joven tan solo podía balbucear "ELLAS LOS MATARON" "SON REALES, SON REALES...". La chica fue llevada de inmediato a un hospital del cual fue trasladada a un hospital psiquiátrico. Y de sus compañeros nunca más se supo, ni los cuerpos, ni sus pertenencias fueron encontradas jamás.
También se dice que un famoso etnólogo italiano, decidió ir a la zona para estudiar e investigar las especies de la zona y sus comportmientos. Tras 6 meses sin saber de él y tras una larga búsqueda, solo encontraron su diario con notas sobre los animales, pero en la última página escrita ponía: "ALGO ME PERSIGUE, NO SÉ QUE ES O QUIEN ES, PERO DE LO QUE SI ESTOY SEGURO ES QUE SEA LO QUE SEA NO ES DE ESTE MUNDO". Tan solo encontraron el diario.
No se sabe muy bien que es lo que pasa en ese pueblo abandonado, no se sabe que pasa con los intrépidos o irresponsables que entran a dicho pueblo, ya que sus cuerpos no se hayaron jamás.
Se rumorea que los espíritus de las gemelas merodean por la zona, apegadas a dicho lugar, ya que tan solo conocieron las 4 paredes que las mantuvieron recluidas en el sótano. Lo que si es verdad es que con tan solo hablar del tema o nombrar el pueblo, la gente sale huyendo, te dan las espalda, te dicen que no hablarán de ese tema y que por supuesto jamás hay que adentrarse en el pueblo bajo ningún concepto si no quieres que las gemelas te persigan y te lleven con ellas.