martes, 12 de julio de 2016

¿Existe la maldición gitana?

Mundialmente es conocido el temor a la maldición gitana; que al parecer simboliza un hechizo muy difícil de romper. Es también observar que cuando hace su colorida aparición en algún sitio la falda gitana, la gente apresurada se aleja de ella; y quien no puede lograrlo, casi con resignación, prefiere entregarle una joya o dinero, a cambio de no escuchar la despiadada maldición gitana.
Esta clase de magia es la más antigua que existe y por ello una de las más poderosas. Por que hay que recordar que (según la religión que predomina en esta parte del mundo) en el principio eran Dios y el verbo y Dios era conocido como el verbo, de esa época la maldición.
Nada más abrir la historia en el Génesis y estudiar el mito de la creación, nos encontramos con la primera maldición que se dijo en el mundo de labios del mismo Jehová:
"Entonces el Señor dios dijo a la serpiente: "Por haber hecho esto, maldita seas entre todas las bestias y entre todos los animales del campo. Sobre tu vientre caminarás, y polvo comerás todos los días de tu vida". Génesis 3:14

OTRAS MALDICIONES BÍBLICAS

"Como el gorrión en su vagar y como la golondrina en su vuelo, así la maldición nunca vendrá sin causa" Proverbio 26:29
"No apartes tus ojos del menesteroso a causa de la ira y no des lugar a los que te buscan de maldecirte por detrás" Eclesiástico 4:5.
¿Pero por qué razón Eclesiástico hace tan dura advertencia acerca de las maldiciones? Por si queda alguna duda, el mismo libro aclara: "Porque oída será la plegaria del que te maldijere en la amargura de su alma y le oirá aquel que la hizo".
No hay duda, maldición tras maldición en el libro sagrado de los cristianos, nada que envidiar a los gitanos y su maldición gitana.
Incluso Jesús, el que dicen que vino a reformular la historia sagrada como un revolucionario en tiempos de la monarquía, hace uso de las maldiciones, de manera un poco caprichosa si se quiere:
"Al día siguiente, cuando salían de Betania, Jesús tuvo hambre. Viendo a lo lejos una higuera que tenía hojas, fue a ver si hallaba algún fruto. Cuando llegó a ella sólo encontró hojas, porque no era tiempo de higos. "¡Nadie vuelva jamás a comer fruto de ti!", le dijo a la higuera. Y lo oyeron sus discípulos". Marcos 11:12-14.

¿EXISTEN CASOS REALES DE LA MALDICIÓN GITANA?

Bueno, hay muchos testimonios. He aquí el caso de Laura, de ciudad de México:

"Cuando tenía 18 años me acerqué a una gitana a que me vea el futuro y me intentó robar un dinero que era de mi mamá y porque no se lo permití me maldijo para que nunca pudiera tener hijos, en ese momento me asusté mucho, pero después olvidé lo sucedido... Pasaron unos años y cuando tuve 24 me detectaron una enfermedad en el aparato reproductor, perdí un ovario y el útero, se me redujo de tamaño y me quedó totalmente inservible, los doctores me dijeron que me quedé estéril y ahora creo que es el efecto de aquella maldición."
¿Qué operó en Laura? ¿Fue sugestión o de verdad está operando la maldición gitana en ella? Es difícil saberlo, podría ser mera casualidad, no es la primera mujer que queda estéril a temprana edad, pero su encuentro con la gitana da que pensar.
Hay quien dice que, en casos como el de Laura, ella nunca sabrá a ciencia cierta que le pasó, pues los gitanos usan para sus maldiciones espíritus condenados y muchos dicen que incluso al mismo demonio.
Una conocida película llamada "Arrástrame al infierno" trata el tema. En dicha película una joven encargada de la parte de créditos hipotecarios de un banco le niega a una anciana gitana una extensión de su crédito, razón por la cual la vieja hace uso de la maldición gitana después de tenebrosos detalles. El espíritu que usa para esto es "La Lamia", un poderoso demonio que atormenta a la joven hasta llevarla a la tumba y termina incluso matando a una poderosa hechicera que trata de salvar a la muchacha. El intento de echar a La Lamia fue truncado: debía la bruja recibirla en su cuerpo para luego un asistente posar la mano de la bruja en una cabra para pasarle el espíritu y luego degollarla echando así al espíritu. La cabra habló, se soltó y terminó luego poseyendo a otro asistente, no sigo para que ustedes vean la película.
Sin embargo existe una oración, conocida como "La Maldición Gitana" y considerada por los estudiosos del tema como la verdadera y más poderosa maldición gitana.
Aquí os la dejo, pero mucho cuidado con esto, son cosas muy delicadas.

"Olajai Callí Panipen gresité lerele drupo, camble Ostebé sos te diqueles on as baes dor buchil y arjulipé sata as julistrabas, sos te merelees de bocata, sos ler galafres te jallipeen, sos panipenes currucós te mustiñen ler casais; sos Cresorne te dichabe yesqui zarapia tamboruna per bute chiró, sos unga quesarelas romandiñao tucue rumi te sugerete ler nogués, sos manques sacaitos te diquelen ulandao de la filimicha, y sos menda quejesa or sos te buchare de ler pinrés y sos ler bengorros te liqueren on drupo y orchi balongando á or casinobé."

TRADUCIDO QUEDARÍA ASÍ:

"Mal fin tenga tu cuerpo, permita Dios que te veas en las manos del verdugo y arrastrado como las culebras, que te mueras de hambre, que los perros te coman, que malos cuervos te saquen los ojos, que Jesucristo te mande una sarna perruna por mucho tiempo, que si eres casado tu mujer te ponga los cuernos, que mis ojitos te vean colgado de la horca y que sea yo el que le tire de los pies, y que los diablos te lleven en cuerpo y alma al infierno. 
Yo no más por  hablar del tema digo: "lagarto lagarto". Frase usada por los gitanos supuestamente para repeler las maldiciones, no se si funciona, pero como es la única que conozco... "LAGARTO, LAGARTO".


No hay comentarios:

Publicar un comentario